jueves, 15 de enero de 2015

“El Sapo” de Alejandro Vargas

Resultado de imagen para imagen de un batracio (Sapo)
15/01/2015

El viejo Candelario, tan memorioso como el Funes de Jorge Luis Borges, esboza cierta sonrisa suscitada por una nota del diario El Nacional que lee acostado en su chinchorro de moriche.  Entonces habla del Sapo de Alejandro Vargas y responde: No, vale, claro que en tiempos de la dictadura del General Marcos Pérez Jiménez “Sapo” le decían a los correveidile de la extinta Seguridad Nacional, pero cuando digo “El Sapo de Alejandro Vargas” me refiero a ese tema musical popularizado por Serenata Guayanesa que da cuenta del único sapo del mundo que paría sus renacuajos (La sapa vino pariendo a punta de madrugada y lo sapitos contentos se pusieron a bailar). Ahora vengo a creer que Alejandro Vargas no estaba muy distante de la realidad pues aquí en el Nacional estoy leyendo de una rana  que en Indonesia dio a luz en vez de poner huevos.  Bueno, la rana lo mismo que el sapo es un anuro, son de la misma familia, batracios los dos.  Lo cierto es que el herpétólogo Jim McGuire, de la Universidad de Califor­nia Berkeley, observó un he­cho inédito: la primera rana que dio a luz a renacuajos en vez de poner huevos en la isla de Sulawesi (Indonesia). Casi todas las ranas en el mundo -más de 6.000 espe­cies- tienen fecundación ex­terna, por la cual el macho ex­pulsa los espermatozoides a medida que los óvulos son li­berados por la hembra",  Pero hay modifi­caciones extrañas a este modo estándar de apareamiento. Es­ta nueva rana es una de 10 es­pecies en las que ha evolucio­nado la fecundación interna.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada